Aprovechar un verano sin vacaciones

Siempre he ido a contracorriente de la gente así puedo confesar tranquilamente que me gusta trabajar en Agosto: estoy fresquita en la oficina, trabajo tranquila y apenas suena el teléfono. Pero eso, no quiero engañar a nadie, no significa que no me entre envidia cuando veo las fotos de viajes que mis amigos cuelgan en Facebook.

Sin embargo no estar de vacaciones no significa no poder disfrutar de tu tiempo libre de forma más intensa. Hay más horas de sol, apetece estar más al aire libre y con un poco de suerte puedes disfrutar de un horario con jornada intensiva. Yo este verano lo estoy aprovechando al máximo, está siendo una de esas épocas en las que no tienes libre ningún finde. Te cuento mis planes por si te puedo dar ideas:

Jueves de verano
Jueves de verano, fuente aquí
  • Aprovechar más los jueves: Salgo todo el año los jueves aunque sea a tomar unas cervezas o cenar. Sin embargo en verano, cambio bareto por terracita así que con la excusa del calor y el buen tiempo no sé que pasa que llego a casa a las tantas. Y me encanta.
  • Salir más con las amigas: En realidad se trata de salir más en general, pero en mi caso este verano ha habido más “noches de chicas” de lo habitual. Nuestro plan preferido: las fiestas de pueblo.
  • Disfrutar de la playa: Tengo la suerte de vivir a pocos kilómetros del mar por lo que si es uno de esos días que termino de trabajar a las 3, me llevo ya al curro los trastos de la playa junto con el tupper o bocata para comer y me voy directa. Sino pues voy cuando acabo a pasear o tomar algo a algún chiringuito.
  • … y de la montaña: Me encanta ir de acampada y ya hacía años que no íbamos. Bien, pues este año no ha habido excusa. Botas, tienda, colchoneta (y un largo etcétera…) y a disfrutar de la naturaleza se ha dicho.

Disfrutar de la montaña
Estar en contacto con la naturaleza, fuente aquí
  • Celebraciones varias: También en verano se suelen celebrar más bodas y bautizos. Es una buena ocasión para arreglarte, lucir moreno y aprovechar la barra libre.
  • Reuniones familiares más divertidas: Con un poco de suerte tus padres/tíos/primos tendrán una piscina en su jardín. Aprovecha para hacerles una visita y disfrutar de un buen chapuzón.

  • Reencuentro con amigos lejanos: Mi zona es algo turística por lo que con el tiempo he hecho amigos que veranean aquí y que normalmente solo puedo ver en esta época del año, así que no hay excusa para quedar con ellos y ponernos al día.
Disfrutar sin más
Disfrutar sin más, fuente aquí

Por eso y por mucho más está siendo un verano genial. Así que ya sabes, aunque este año no te llegue para irte a ver mundo, tú también puedes pasar un gran verano sabiendo sacar partido a las pequeñas cosas. Es cuestión de actitud.

Aprovechar un verano sin vacaciones

Escribir

:)

Escribir es autoconocimiento, terapia y adicción.

En ese orden.

La primera libreta que me compré para escribir era una Moleskine roja y la llené ya hace tiempo. Su primer texto data del dia 10 de Abril del 2010. Desde entonces no he dejado de escribir con más o menos frecuencia. Luego me aficioné por la fotografía y me compré otra para seguir mi aprendizaje. Después la sustituta de mi primera libreta fue una más grande (me di cuenta que me faltaba espacio) y con anillas (escribía en cualquier sitio: en la cama, en el tren, en un banco del parque… por lo que necesitaba ante todo que fuese manejable). Recuerdo perfectamente cuando adquirí cada una de ellas, desde mi libreta viajera, que la compré en el Castillo de Cracovia el año pasado durante un viaje en tren por el este de Europa que duró 15 dias, hasta mi última libreta hace solo unas semanas en la estación de Valencia, después de una jornada de trabajo aburrida. Vi su portada y no pude evitar llevármela a casa. mils libretas I Desde hace ya más de 4 años escribo en ellas pensamientos, sueños, hechos que me tocan, decepciones, sentimientos, imaginaciones, deseos, miedos y todo lo que se me pasa por la cabeza. Es un desahogo y a la vez al escribir sin guión y luego al releerte llegas a conocerte mejor. Quizás algo que no le dabas importancia en tus textos aparece de manera regular o al contrario, algo con lo que crees que no puedes vivir luego resulta que apenas aparece. Es curioso lo que aprendes de ti misma… Mis libretas II Sinceramente pienso que todo el mundo debería de escribir asiduamente. Lo considero una terapia muy positiva que no tiene porque servir para arreglar algo roto (que también), sino para mejorar como persona y aprender a ser más feliz en tu vida. Consejo de amiga. Yo, al menos, soy feliz con mis libretas. :)

Escribir

Energía por un tubo

Gato chino o "Golden Gate" para los amigos

El gato dorado de la estantería no deja de mirarme y agitar el brazo como si llamase a una puerta imaginaria.

Se lo regalé a Hugo en Reyes y le hizo mucha ilusión. No fue, al fin y al cabo, un gran regalo por su valor, sino más bien por lo que significaba. Yo odio ese tipo de estatuilla por su constante movimiento, sin embargo se lo compré y lo pusimos en el salón.

En un momento de gran inspiración lo bautizamos como “Golden Gate” y desde ese día, hace ya casi 3 meses, ese brazo no ha parado de moverse.

No estoy familiarizada con su significado en la cultura china pero en esta casa, para mí concretamente, viene a representar el poder de la perseverancia. Como, con tan solo una pila semigastada que me regalaron en unos chinos, ese gato ha conseguido no parar ni tan solo un momento durante estos tres últimos meses.

Si el gato ha conseguido eso, ¿qué no voy a conseguir yo con mi energía de todos los días?

Y así es como extraigo una lectura positiva de una cosa tan simple. :)

 

¡Feliz primavera a todo el hemisferio norte!

Energía por un tubo

Crowdfunding para cultivos urbanos

Me encanta el sistema de crowdfunding para financiar proyectos. Me parece práctico, útil y hasta poético. Uno de los mejores usos que se le puede dar a Internet. De vez en cuando me paso por los portales más importantes y doy una ojeada a ver si me gusta algo, y la verdad es que hay ideas fantásticas.

Y es que yo tengo un sueño: vivir en una casa de madera y tener mi propio huerto. Sin embargo de momento estoy muy lejos de conseguirlo: vivo en un piso sin balcón. Por eso me pierden los proyectos para cultivar en interiores que tan de moda se han puesto en los últimos tiempos. La gente se pone muy creativa a la hora de hacer crecer plantas dentro de los pisos… Sino mira mis proyectos favoritos:

Windowfarms, jardines verticales

Crowdfunding huertos urbanos

Se trata de un sistema hidropónico para colgar cerca de una ventana. Permite el crecimiento de las plantas gracias a la luz natural de la ventana, el control climático de su espacio vital y orgánica y su suelo líquido lleno de nutrientes. Puedes montártelo del tamaño que quieras según de la ventana que vayas a usar para el experimento. Este proyecto fue financiado mediante crowdfunding y en la actualidad ya es un proyecto sólido que vende sus propios kits y tiene una comunidad a su alrededor para compartir la experiencia y el aprendizaje.

Smart Herb Garden, el jardín inteligente

Crowdfunding huertos urbanos

Este jardín está ideado para cultivar hierbas aromáticas, como albahaca o tomillo, así como también lechugas, espinacas, mini tomates o fresas. Se pueden cultivar hasta 3 plantas a la vez y simplemente hay que enchufarlo a la luz y añadir el agua necesaria. Más fácil imposible. Y además es hasta bonito.

The Aqualibrium Garden, el futuro de la comida

Crowdfunding huertos urbanos

Este proyecto ha creado un miniecosistema en el que poder cultivar verduras, hierbas y otras plantas durante todo el año. Para ello se colocan peces en el acuario inferior que proporcionarán los nutrientes necesarios para alimentar a las plantas que se suministran mediante un sistema de autorriego. Un ciclo automático, como el de la naturaleza.

Kibugreen, ser Dios en un entorno controlado

Crowdfunding huertos urbanos

Esta startup española está en pleno proceso de creación del primer prototipo de un dispositivo doméstico que permitirá reproducir multitud de condiciones meteorológicas específicas, dentro de un entorno controlado. Lo que pretender es poder cambiar el clima a su antojo para conseguir hacer crecer fresas, tomates cherry o especias frescas durante todo el año. ¿Lo conseguirán?

Crowdfunding para cultivos urbanos

Yum Kits, mi nuevo proyecto

Hace unos meses dejaba caer en el blog que estaba trabajando en un proyecto personal que me hacía mucha ilusión. Bien, pues qué mejor forma de empezar el año que presentándolo oficialmente.

yumkits

Se llama Yum Kits y se basa en la venta de kits para que cualquiera pueda crear alimentos básicos (como pan, cerveza, queso, etc.) con sus propias manos. Descubrí que era posible hacerlos en tu propia casa de forma totalmente artesanal y me fascinó. Además de que el proceso de creación es muy gratificante se obtienen alimentos sanos, naturales, sin aditivos ni conservantes de ningún tipo y además son ecológicos. ¡Totalmente recomendable!

Kit DIY MyPanEl Kit DIY MyPan para hacer tú mism@ 3 tipos de panes

Explico con detalle el porqué de este proyecto aquí, pero por resumirlo en una frase diría que me gustaría que todo el mundo aprendiese y disfrutase de ello tanto como yo lo hago. Por eso diseñé los kits con un packaging bonito y divertido para hacerlo aún más fácil. De momento sólo está a la venta el Kit DIY MyPan, pero pronto se irán sumando más. Si te gusta la iniciativa te aconsejo que sigas el blog del proyecto y que te suscribas al newsletter mensual para no perderte nada. O si lo prefieres a las redes sociales.

Yum Kits, mi nuevo proyecto

Noviembre

¿Y el otoño?Noviembre

Noviembre está siendo un mes de cambios para mí y me siento extraña.

Abrieron otro japonés en nuestra pequeña ciudad y di gracias por ello. Celebramos el cumpleaños pensando más en los detalles que en los regalos y fue un éxito, nada ganó al despertar con velas y desayuno en la cama con el feliz cumpleaños de fondo. He vivido noches de fiesta loca, de esas que te despiertas con lagunas y dolor de cabeza pero con la sensación auténtica de estar viva. Pero también han habido noches caseras completamente sola y confieso que me gustan tanto las unas como las otras. Supongo que será la edad…

Pero esos no son los cambios que me tienen trastocada. Este año algo no me encaja en el mundo y es que no he podido disfrutar del otoño. Soy amante incondicional del verano, el frío hace de mi lo que quiere (que suele ser nada) y no lo soporto. Pero el otoño es un bonito entretiempo para abrigarme y seguir siendo yo. Sin embargo este año no lo he visto por ningún lado ya que el verano le robó días y el invierno vino ayer de sopetón sin que nadie lo invitase. ¿Viene para quedarse? ¿O quizás sí que tenga un poco de mi otoño cuando pase la tormenta?

En el fondo tenemos los mismos instintos que todos los seres vivos y la metereología nos influye y mucho. Y yo he sido como ese manzano que empieza a florecer en Noviembre porque cree que es primavera…

Además, cambiando totalmente de tercio, en mi trabajo normal (el de horario de oficina) se avecinan aires de cambio. La burbuja explotó y nos ha dejado a todos incrédulos y sumisos. Por cuestión de recursos voy a tener que dedicarle más tiempo y más espacio en mi cabeza. Y como siempre la gente de mi entorno me dice que eso es una buena noticia y algo dentro de mí me dice que estoy yendo marcha atrás. Al final, el único que realmente lo agradece es mi bolsillo…

Y es que yo sueño con sitios como The School of Life, que vendría a ser como el psicólogo 2.0 pero mucho más cool. Porque luego me doy una vuelta por sitios de crowdsurfing y veo algún proyecto que me encanta y pienso ¿por qué no se me ha ocurrido a mí? Algo que esté acorde con mi filosofía de vida y que además tenga un impacto positivo en el mundo. Algo como 1dolar.org por ejemplo, un proyecto solidario con aires de ONG pero con auténticos objetivos económicos. ¿Realmente algo así es posible, hacer negocio de la solidaridad?

En fin, voy a dejar pasar Noviembre esperando a ver mi esperado otoño e intentaré no soñar mucho despierta.

Noviembre